martes, 17 de mayo de 2011

Un tema de salud y sobreviviencia !

La organización humanitaria Médicos Sin Fronteras (MSF) informó que más de un tercio de los 7.400 casos de violación que atendieron sus voluntarios en el hospital Bon Marché de Bunia, capital del conflictivo distrito congolés de Ituri, se registraron en los últimos 18 meses.

Por ejemplo en el hospital Panzi de Bukavu, deben atender alrededor de 10 mujeres por día. Algunas necesitan cirugía mayor a causa de las heridas recibidas durante la violación.

También está el problema de la supervivencia... "Algunas de las víctimas necesitan tratamiento durante uno o más años", dijo a IPS Christophe Illemassene, de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU. "Por ejemplo, en el hospital Panzi algunas pacientes han estado internadas hasta tres años, durante los cuales debieron pasar por varias cirugías. Allí les dan comida y ropa gratis, pero muy pocas organizaciones hacen esto. ¿Cómo puede una mujer que necesita un tratamiento tan prolongado sobrevivir sin comida?".

Además, luego de recibir asistencia médica, psicológica y social, las mujeres deben retornar a sus aldeas, donde frecuentemente son rechazadas y estigmatizadas, algunas son violadas nuevamente y el círculo vicioso continúa! Hace falta ofrecer no sólo atención médica, sino sistemas de apoyo para estas mujeres que tratan desesperadamente de sobrevivir por su cuenta.
Por otra parte, no hay suficientes hospitales y profesionales para brindar el tratamiento necesario.

En Panzi, seis médicos están recibiendo entrenamiento para mejorar su capacitación y se planea incorporar 100 nuevas camas, pero aun asi es complejo y difícil y hay que ser realistas, se deben desarrollar sólidos mecanismos internacionales que envíen un mensaje claro acerca de que estos actos no serán tolerados. Siempre habrá guerras, pero también existen reglas de la guerra.


Leer tanbién:
"El doctor Mukwege y el hospital de Panzi" http://bit.ly/W8h9do